Otro caso de liberación de la compañía eléctrica y sus perpetuas facturas.

Estos clientes afincados en Castalla, nos contactaron con un gran interés por las energías renovables, y en concreto por la energía solar fotovoltaica. Estaban buscando un aporte renovable a su consumo eléctrico, que por cierto, era muy elevado (>1.500 € / año). Se barajó en un primer momento, un autoconsumo instantáneo, con su correspondiente tramitación tanto con la compañía eléctrica como con industria. Pero tras estudiar varias opciones, se dieron cuenta que la solución “paneles + baterías” era la ideal, y que no necesitaban para nada la red eléctrica. Con esta instalación aislada iban a ahorrarse para siempre tanto el término de energía como el término fijo de potencia de su factura de la luz, amortizando la inversión en no más de 6 años.

Para esta casa totalmente equipada y con nivel alto de consumo, dimensionamos los siguientes componentes:

  • 12 Paneles policristalinos 270Wp
  • Inversor/Cargador Victron multiplus 48/5000
  • Regulador Victron blue solar 150/70
  • 32 kWh de capacidad de almacenamiento a 48 V, con baterías 4TOPZS 500
  • Estructura de aluminio y Acero IJESSOLAR.

Esta instalación que se ha realizado en tan solo 2 días, además cuenta con grupo electrógeno automatizado como apoyo al suministro fotovoltaico, en el caso de que la radiación solar sea puntualmente insuficiente. Toda la instalación está monitorizada, y el cliente puede comprobar lo s datos de la instalación desde su Smartphone mediante una APP gratuita.

Con este tipo de instalaciones se evidencia que la inversión en la energía fotovoltaica no es solo para lugares donde no llega el suministro eléctrico sino que lo es también en cualquier lugar, pues es una alternativa viable, técnica y económicamente, al monopolio eléctrico.